Conducta a seguir al presentarse una quemadura

Nuestra primera actuación consiste en apagar las llamas de los vestidos, sacar a la víctima de la zona peligrosa y enfriar con agua, y si es posible, utilizando compresas o mantas impregnadas en gel hidrosoluble con características ignífugas e hidratantes.

El TRATAMIENTO GENERAL del quemado debe ser prioritario sobre el tratamiento local de la quemadura. Por lo tanto, se deberá comenzar realizando correctamente la exploración vital, y actuando según el caso (apertura de vía aérea, soporte ventilatorio y circulatorio, etc…)

– Si la persona está ardiendo, tiradla al suelo, cubriéndola con una manta.

– Valorar el riesgo para otras personas, y atender primero a la persona afectada por lesiones vitales.

– Que no permanezca en pie por peligro de inhalación. Colocar a la persona en posición antishock y administrarla oxígeno.

– Quitar anillos, relojes y pulseras cuando sea posible; evitar tocar la zona afectada por la quemadura.

– No quitar la ropa. Esta se recorta en torno a la zona quemada, salvo en el caso de quemaduras químicas.

– Lavar la herida con suero salino, o en su ausencia con agua fresca y limpia.

– Traslado urgente a centro de quemados en las mejores condiciones posibles.

– Si se trata de una quemadura solar, se le tapará la zona con compresas húmedas y frescas y se le administrará una crema hidratante.

Fuente: Manual de socorrismo y primeros auxilios

Publicado en: Medicina y salud Etiquetado con:
who's online