Metáforas para comprender las TIC

La computadora y sus periféricos suelen describirse como un organismo capaz de interactuar, en vistas de un propósito particular, con la realidad que lo rodea, la cual se percibe y se modifica por medio de diversos receptores y órganos de acción.

Esta comparación nos ayuda a explicar los principios de los robots industriales, de los misiles guiados y de otras máquinas autómatas similares, pero deja de lado muchas otras aplicaciones importantes de las TIC.

También podríamos describir estos complejos sistemas de software y hardware como conjuntos de herramientas inteligentes o equipos de agentes artificiales altamente disciplinados, infatigables, semiindependientes y listos para realizar tareas estrictamente definidas.

Si aprendiéramos a dirigir, controlar y manejar el trabajo de estas herramientas o agentes de forma inteligente, podríamos aumentar:

- la sensibilidad de nuestros sentidos, de forma de poder percibir hechos y comunicarnos con otros seres humanos o máquinas físicamente distantes;

- la cantidad de datos, información y expresiones simbólicas que podríamos procesar y analizar de forma lógica en una milésima de segundo;

- la eficiencia y precisión con la que manipulamos objetos materiales y simbólicos de todo tipo; y

nuestra capacidad de tomar decisiones acertadas en base a juicios intuitivos y conocimientos tácitos.

Otra forma de comprender las TIC es verlas como extensiones de los órganos humanos, como los órganos de percepción, reacción y pensamiento. Estas extensiones operan sobre todo en la realidad artificial o virtual y se presentan ante nosotros en forma de imágenes visuales.

Esto es, que podemos utilizar las herramientas digitales para aclarar nuestra visión interna del mundo exterior, así como para mejorar nuestra habilidad de manejar el espacio y el tiempo, a la vez que utilizamos una computadora personal una máquina que trabaja en permanente contacto con el hombre.

Es de suma importancia que exista una buena coordinación entre el cuerpo humano, los sentidos y la máquina para que el uso de las TIC sea efectivo. Esta coordinación se asemeja a la necesaria para utilizar muchos otros implementos, como las herramientas de los artesanos, los muebles, los lentes y muchos otros objetos materiales que se usan en la vida cotidiana. Fuente: Libro de las Tecnologías de la información y la comunicación en la enseñanza de la UNESCO.

Etiquetado con:
Publicado en: Educación