Técnicas de permanentes

Permanente en frío

La permanente en frío es el método más usual en todas las salas de belleza; es muy práctica y económica. Con este método se corren riesgos mínimos de alcalinizar el cabello, siempre y cuando se sigan las instrucciones. Se lleva a cabo con productos estabilizados capaces de desarrollarse en frío. En ocasiones, después de enrollar los bigudí se les somete al calor tibio de un secador o de un aparato térmico para acelerar el proceso.

Este tipo de permanente es utilizado en muchas salas de belleza, ya que se puede aplicar en cabello virgen, normal, teñido o procesado hasta cierto grado con decolorantes. Tiene la ventaja de que todos los fabricantes de productos de belleza han desarrollado un tipo de presentación y es muy fácil encontrarlo en cualquier centro.

Las lociones alcalinas son más agresivas que las lociones ácidas, ya que las capas dela cutícula se hinchan ligeramente y se abren, permitiendo que la solución penetre con mayor rapidez. Las permanentes con solución alcalina se bloquean con agua.

Bloqueo y saturación

El bloqueo es la acción de enrollar una o todas las transparencias de cabello en las secciones de la cabeza en los bigudí.

La saturación es la acción de humedecer o saturar cada uno de los bigudíes ya bloqueados con las soluciones ondulante y neutralizante.

Al distribuir correctamente la transparencia de cabello en el bigudíes garantiza un espacio para tener las siguientes transparencias y seguir bloqueando el cabello en cada bigudí sin que queden empalmados.

Siempre hay que seguir un orden y bloquear el cabello de manera uniforme, tomando en cuenta la cantidad de cabello disponible en cada sección para determinar cuántos bigudí son necesarios.

Fuente: Manual de peluquería del CIDEP

Etiquetado con: